Skip to main content

La revista Glamour ha publicado en su número de octubre un interesante artículo sobre el perfume y su impacto directo en nuestras emociones y lo ha hecho con la colaboración de nuestros Académicos de Número Gregorio Sola y Nuria Cruelles, sillones Sándalo y Narciso en la Academia respectivamente.

El perfume se ha colado directamente en nuestro día a día y recurrimos a él siempre que necesitamos sentirnos mejor. El perfume nos eleva el espíritu, nos inspira y nos motiva, como si de alquimia emocional se tratase. De hecho, determinados ingredientes favorecen unas u otras emociones: hay olores que nos ayudan a concentrarnos, otros nos empoderan, otros sirven para relajarnos…

Te recomendamos leer el artículo completo de la revista Glamour, por Arancha Gamo, con las entrevistas a nuestros Académicos Nuria Cruelles y Gregorio Sola AQUÍ.

La alquimia de las emocionesLa revista Glamour ha publicado en su número de octubre un interesante artículo sobre el perfume y su impacto directo en nuestras emociones y lo ha hecho con la colaboración de nuestros Académicos de Número Gregorio Sola y Nuria Cruelles, sillones Sándalo y Narciso en la Academia respectivamente. 

El perfume se ha colado directamente en nuestro día a día y recurrimos a él siempre que necesitamos sentirnos mejor. El perfume nos eleva el espíritu, nos inspira y nos motiva, como si de alquimia emocional se tratase. De hecho, determinados ingredientes favorecen unas u otras emociones: hay olores que nos ayudan a concentrarnos, otros nos empoderan, otros sirven para relajarnos…

Descubre estas y otras interesantes curiosidades sobre el perfume y las emociones AQUÍ. 

La revista Glamour ha publicado en su número de octubre un interesante artículo sobre el perfume y su impacto directo en nuestras emociones y lo ha hecho con la colaboración de nuestros Académicos de Número Gregorio Sola y Nuria Cruelles, sillones Sándalo y Narciso en la Academia respectivamente. 

El perfume se ha colado directamente en nuestro día a día y recurrimos a él siempre que necesitamos sentirnos mejor. El perfume nos eleva el espíritu, nos inspira y nos motiva, como si de alquimia emocional se tratase. De hecho, determinados ingredientes favorecen unas u otras emociones: hay olores que nos ayudan a concentrarnos, otros nos empoderan, otros sirven para relajarnos…

Descubre estas y otras interesantes curiosidades sobre el perfume y las emociones AQUÍ.